CONSTANTES, CONSTANTES


Las leyes físicas
que se aplican en la Tierra
se aplican
en el universo distante



Los límites marcados en una de las constantes fundamentales se mantiene en observaciones distantes con un alto corrimiento al rojo
Las leyes de la naturaleza son las mismas en el universo lejano que aquí en la Tierra, según una nueva investigación llevada a cabo por un equipo internacional de astrónomos, entre ellos Christian Henkel del Instituto Max Planck de Radioastronomía (MPIfR) en Bonn. Su investigación, publicada el Junio 20 y pone de manifiesto que uno de los más importantes números en la física, los valores de masa del protón-electrón, son casi exactamente los mismos en una galaxia situada a 6 millones de años luz de distancia que en los laboratorios de la Tierra.

De acuerdo con Michael Murphy Swinburne astrofísico y autor principal del estudio, se trata de un hallazgo importante, ya que muchos científicos debaten si las leyes de la naturaleza pueden cambiar en momentos y lugares diferentes del Universo. "Hemos podido demostrar que las leyes de la física son las mismas en esta galaxia que está a mitad de camino de todo el Universo visible, que aquí en la Tierra", dijo.

Los astrónomos han determinado esto de forma efectiva observando un Quasar lejano, el B0218 +367. La luz del quasar, ha viajado 7,5 millones de años en llegar a nosotros, (con lo cuál los valores también sirven para ver como han podido cambiar no solo en la distancia si no también a lo largo del tiempo) y fue parcialmente absorbida por una nube de amoníaco de nuestra galaxia. El amoníaco, además de ser útil como elemento de limpieza, también es una molécula ideal para poner a prueba nuestra comprensión de la física en el universo lejano. Las observaciones espectroscópicas de la molécula de amoníaco fueron ejecutadas con el radiotelescopio de 100m Effelsberg en la banda de los 2 cm de longitud de onda (desplazamiento al rojo de la longitud de onda original de 1,3 cm). Las longitudes de onda en la que el amoníaco absorbe la energía de radio de los quasar es muy sensible a este extraordinario número de la física nuclear, el valor de la masa protón-electrón.

"Al comparar la absorción de amoníaco con la de otras moléculas, hemos sido capaces de determinar el valor de la masa protón-electrón en esta galaxia, y confirmar que es la misma que en la Tierra", dice Christian Henkel de MPIfR, un experto de la espectroscopia molecular y co-autor del estudio.

Para los astrónomos "el objetivo es continuar probando las leyes de la naturaleza en todos los lugares y momentos en el universo de lo posible, a fin de ver como se adecuan , y si varian, las leyes de la naturaleza frente a situaciones aún no observadas. Para ello tendrán que analizar la absorción de la luz de más galaxias. La galaxia estudiada, B0218 +367, es el único objetivo de este tipo de investigación hasta la fecha. Debería haber muchas más galaxias analizadas, tan pronto como se pueda contar con más potencia en nuestros telescopios.

Según Murphy, este problema puede superarse con la propuesta del proyecto telescópico Array (SKA). "El telescopio SKA será el mayor y más ambicioso proyecto internacional jamás concebido. Cuando se haya completado, tendrá una enorme zona de recogida, y nos permitirá ver más absorción de la luz de las galaxias lejanas". La ubicación del SKA, estará entre una de las dos preseleccionadas, Australia o África del Sur, y se dará a conocer en los próximos dos años.

Continuando con sus investigaciones de las fuerzas de la naturaleza, los astrónomos también tienen la esperanza de encontrar una ventana a las dimensiones adicionales del espacio que muchos físicos teóricos piensan que existen.

Noticia original Spaceref.

Fuente del estudio: Max-Planck-Institut fuer Radioastronomie, Bonn

2 comentarios:

Sophie dijo...

Me parece curiosa esta noticia, porque siempre había pensado que las leyes de la naturaleza que se cumplían y observaban aquí en la Tierra no eran reproducibles en otros planetas, que cada cual tenía sus propias particularidades.

VERSUS dijo...

Cierto Sophie, nada obliga a que las leyes y las constantes sean iguales en todo el universo...
Un saludo y suerte con los examenes